Tennis World ES
Tennis World
TENNIS WORLD MAGAZINE
ENTREVISTAS

"Ganar el dobles de Pekin me levanto, tras caer en individuales".

-  Leer: 28
by Mariano Gombi

Los Juegos Olímpicos de Río 2016 no será ni por asomo lo mismo sin el gran Roger Federer. El de Basilea dijo adiós a la temporada a causa de sus problemas físicos. Pero nos quedan sus recuerdos.

Los recuerdos de un Federer triunfante en dobles junto a Wawrinka en Pekín, de un Federer de plata aunque avasallado por Murray en Londres 2012 e incluso de un Federer bisoño, casi adolescente y que conocía a la que hoy es su esposa, Mirka, en los Juegos de Sídney 2000.

Os traemos un nuevo capítulo de grandes entrevistas a los que han escrito la historia del tenis en los Juegos Olímpicos. Los de Londres serán los primeros Juegos Olímpicos que se pierda Roger Federer.

El suizo había acudido sin excepción a todos desde que debutará en Sídney 2000. En Australia experimentó sin duda toda una mezcolanza de sensaciones. Fue capaz de plantarse en semifinales con apenas 19 años.

Lo que parecía que desembocaría en su primera medalla olímpica se quedó en un duro y amargo recuerdo. Cedió en la antesala de la final ante el alemán y también muy joven como él Tommy Haas para después volver a tropezar en el partido por el bronce ante el francés Arnaud Di Pasquale.

No todo fueron penas y decepciones para el suizo. "Tuve dos duras derrotas con Haas y Di Pasquale en el partido por el bronce. Mirka había perdido en primera ronda ante Dementieva. Ella estuvo siempre ahí, se quedó durante los entrenamientos y me apoyó en los partidos.

Fue entonces cuando nos dimos cuenta que eso era algo más que amistad y estoy muy feliz de que ocurriera así", recuerda Roger. En los Juegos de Atenas el helvético pasó más bien sin pena ni gloria.

Cayó pronto con un jovencísimo y muy talentoso checo llamado Tomas Berdych, del que se empezaba a hablar maravillas. Federer retornaría con todas sus fuerzas a los Juegos en Pekín 2008, donde fue abanderado olímpico suizo.

"Ganar el dobles el Pekín me levantó después de caer en el individuales ya que realmente pensaba que podía ganar una medalla pero no fue así. Perdí contra James Blake y poco después tenía el dobles.

Stan me dijo, 'aquí estamos, vamos, hagamos esto'. Fue una gran semana para nosotros junto a Severin Luthi. Maravilloso", cuenta Federer. Su único oro olímpico llegó allí en China.

Londres fue sin duda un momento agridulce en la carrera olímpica de Federer. Similar a Sídney. Alcanzaba la final tras superar en un partido increíble a Juan Martín Del Potro por 3-6, 7-6(5) y 19-17.

"En los individuales de 2012 tuve que superar a Isner en los cuartos. Fue un gran alivio para mí superar ese partido, significaba que tenía dos oportunidades para ganar una medalla. Estaba muy emocionado cuando me tenía que enfrentar a Juan Martín Del Potro.

Sabía que tenía buenas opciones ya que le había ganado antes en Wimbledon", narra el helvético que no duda en señalar aquel partido como uno de los mejores de su carrera. "Fue un día de mucho calor, un día muy bonito, con un gran ambiente y definitivamente una de las victorias más emotivas de mi carrera".

Pero la final ante Andy Murray, con el que había jugado un mes antes en Wimbledon, ganando el último suyo hasta la fecha, fue un trago realmente duro y amargo para el de Basilea. "La pregunta es, tras perder la final, ¿cómo me lo tomaría? ¿El vaso medio lleno o medio vacío? Podías sentirte muy triste, muy disgustado, muy contento también.

Me sentí orgulloso y feliz en 2012 a pesar de perder de manera aplastante", reconoce Federer."Fue un gran día a pesar de lo que pasó y aunque puedas verlo de manera negativa me dije que había que sentirse orgulloso de llevar una medalla de plata para Suiza", recuerda.

.

Powered by: World(129)